redes

Redes sociales: ¿un espacio eficaz para tu marca?

Desde hace dos años, quizás un poco más, pero poco más, asistimos, por un lado quienes nos dedicamos a una labor de evangelización desde los medios, por otro las agencias de medios, las agencias interactivas, y últimamente las marcas o anunciantes, a un nuevo panorama de comunicación entre los usuarios, y de otro lado entre las marcas y sus clientes. Hasta hace bien poco la comunicación se desarrollaba en un entorno más cercano a lo que algunos han llamado la cultura offline, y que se desarrollaba entre usuarios con una carta, una llamada de teléfono o una llamada de móvil, e incluso con un email. La comunicación entre marcas y usuarios era unidireccional, y consistía más bien en la comunicación de un mensaje no dirigido a un target concreto y segmentado, sino a una generalidad, por ejemplo utilizando el prime-time televisivo de las diez de la noche. El televidente, es decir, muchos de nosotros, recibíamos el mensaje, pero en realidad no había ni existía una comunicación en el sentido estricto de la palabra.

Sin embargo con la proliferación de las herramientas de comunicación 2.0, entre las que se encuentran las redes sociales, las plataformas de comunicación, los blogs, los wikis, o las herramientas de microbloging, asistimos a un nuevo panorama, que, por un lado, no sólo es diferente, sino que además provocará que no se produzca una vuelta al modelo anterior.

He tenido la oportunidad de asistir durante la mañana de hoy, invitado por María Sampedro del departamento de comunicación de MediaContacts, a un encuentro entre anunciantes y agencias de medios, en el que entre todos tratamos sobre el papel de las redes sociales en esta nueva era de la comunicación, entre las marcas o anunciantes y sus clientes o usuarios.

La nueva comunicación entre marca y usuario da un cambio radical con la llegada de las redes sociales, porque la marca debe contar ahora, no sólo con la opinión de su cliente, sino con la conversación que generan los usuarios en torno a su personalidad de marca.

Las redes sociales, en palabras de Matías Llort, director de marketing de MySpaces España, “se convierten en entornos, en los que los usuarios consumen productos, como música en el caso de MySpaces, en el que la marca debe acudir para hacer llegar sus propuestas comerciales a los clientes, con la particularidad que, el usuario no está esperando la llegada de la marca con los brazos abiertos, sino que está consumiendo noticias del corazón, música, fotografías con sus amigos, o conversaciones sobre la última película de estreno”. Por otro lado, en redes como MySpaces el usuario, además de comunicar con sus amigos, y con la marca, en muchas ocasiones el propio usuario se convierte en prescriptor de la propia marca. Puntualiza Matías, “que las marcas deben acostumbrar al usuario a un determinado comportamiento, e implicarle para que hable de la marca”. Y aunque en muchos foros se habla de la posible muerte o desaparición del banner como formato publicitario, sin embargo en MySpaces están convencidos que el banner debe ser la mecha que provoque el principio de una experiencia.

Matias Llort

En España los usuarios de redes sociales, como MySpaces suben a la red 5 millones de canciones al mes. Por eso esta red se ha propuesto lanzar un canal MySpace Music dedicado al mercado de los contenidos musicales, habiendo llegado a ciertos acuerdos con las grandes productoras de música a nivel mundial.  El 70% de los perfiles de esta red están patrocinados o asociados a contenidos musicales, lo que debe constituir un factor importante a la hora de hacer una acción de comunicación entre marca y usuario.

En este momento existen en España diferentes soportes similares que otorgan al usuario contenidos musicales, como Spotify, Last.fm o Yes.fm, pero que sin embargo no parecen constituir una amenaza para MySpaces, y en esta reflexión estoy de acuerdo, no sólo con Matías, sino también con otros ponentes: cada usuario hacemos una utilización diferente de estas herramientas, y pienso que depende de la situación o del momento, la utilización de una u otra, no tiene porqué suponer la exclusión de otra.

Como apunta Icaro Moyano de Tuenti, las redes sociales existen desde hace bastante tiempo, y las plataformas sociales deben convertirse en lugares donde las marcas inicien nuevas conversaciones con los usuarios, pero sin necesidad de pisarse unos a otros, y sobretodo, en las que el anunciantes escuche lo que quiere el usuario, no lo que quiere oir, sino en muchas ocasiones lo que quiere oir ni en pintura. Estamos llegando a un punto en el que las marcas deben hacer una comunicación multicanal y multipantalla, en la que, al mismo tiempo que comunican a través de la tradicional TV, lo hagan a los usuarios, qué por ejemplo, en el intermedio del pasado España-Italia, no tomaban cervezas como Icaro y yo, sino que se conectaban a Tuenti para hablar con sus amigos sobre las jugadas más interesantes.

Ícaro Moyano

La marca, además debe apuntar hacia nuevas formas de comunicación, en las que la estrategia de obtención de resultados esté claramente definida, y si no es así, que al menos tenga claro que objetivos pretende conseguir con su llegada a las redes sociales. En Tuenti cuentan siempre el caso de Telepizza, pero es significativo, y un fiel reflejo de la política de obtención de resultados que debe obtener cualquier compañia que se precie. Este caso consistía en vender pizzas cuatro lunes al mes a usuarios de Tuenti, con unos descuentos del 30 y hasta del 40%. El lunes es el día atípico de la semana porque no hay ni futbol, ni basket, ni deportes, ni eventos de relevancia. La estrategia fue un éxito y la conversión de manual, de esas que da gusto contar en una charla, sobretodo a quienes no creen en el modelo online.

Me quedo con la frase de Nikesh Arora, Responsable Google en Europa, que señala que los usuarios quieren compartir, quieren mantener conversaciones con los usuarios. Y aquí estriba uno de los puntos importantes de la nueva comunicación de las marca, porque si no tienen en cuenta esas conversaciones entre usuarios, a la hora de por ejemplo hacer publicidad de sus marcas, tendrán un problema de difícil solución. Los anunciantes en su afan de llegar a usuarios actuales o a futuros clientes deben idear nuevos formatos de comunicación, como los que apunta Juan Diego Oliva, director comercial de Facebook para el sur de Europa: “además de los formatos tradicionales que,  en relación con el contexto, envían banners situados a la derecha de cada perfil, en la páginas de inicio pueden las marcas insertar nuevos formatos basado en la comunicación de eventos, el envío de un video, etc”.

facebook-patrocinio

En España los formatos publicitarios que utiliza FaceBook van encaminados en dos direcciones:

  1. Respuesta directa. Formatos del lado derecho, integrados en el contexto. Cuando cada día entramos en nuestra home, la home de nuestro perfil, encontramos un formato grande, que podemos actualmente valorar, y hasta comentar, para que Facebook conozca la satisfacción del usuario, al recibir tal o cual publicidad. La segmentación se realiza de acuerdo con criterios demográficos, intereses establecidos alrededor de palabras claves, nichos de usuarios, geográficos y de canal (segmentación en base a la sección de facebook de interés: fotos, eventos, perfiles).

  2. Engament Ads. En base a nuestras conversaciones. Cinco, formato video, y poder comentar sobre el video. La información se envía a nuestros contactos para que haya interactividad. Otro formato es lanzamiento de un producto, y se comparte con los usuarios. Basado en una relevancia del contenido. Evento + Video. Hacerte fan de una marca. Otro formato es el Regalo: las marcas patrocinan ciertos regalos para el lanzamiento de determinados productos. Formato encuesta, sobre un lanzamiento por ejemplo de un nuevo BMW.

Sin embargo la conversación entre usuarios y marcas dentro de estas redes sociales, provoca ciertas preguntas en torno, por ejemplo, al problema de la privacidad. Las tres redes sociales cumplen con la legislación europea, en cuanto a la prohibición de perfiles de menores de 13 años. Otra cosa, será como apuntaba hace unos días, Juan Diego Oliva, en su presentación oficial a los medios, que los padres permitan o no este tipo de perfiles para menores. Por parte de determinados sectores se apunta hacia la utilización del DNI electrónico a la hora de tener o no acceso a una red social. En cuanto a la vulneración o no de los derechos de privacidad de los usuarios, a la hora de recibir cierta clase de publicidad, yo quizás no lo veo tan claro, en el sentido, que al ingresar en una red social has dado tu autorización para recibir publicidad, otra cosa bien distinta, es que como apuntaba Javier Piedrahita de MarketingDirecto.com, por el contexto o por lo que sea, como ha ocurrido en Alemania, Facebook te envíe anuncios sobre grupos nazis, o por ejemplo, pornografía.

Quizás, por otro lado, las redes sociales al no indexar sus contenidos, pueden suponer un peligro para Google, cuestión que se apuntaba en varios momentos de la sesión, y que sin embargo, no da ningún miedo a las redes sociales.

Cuando además se pregunta a expertos de marketing de estas plataformas de comunicación social, como le gusta autodefinirse a Juan Diego Oliva, sobre la medición de resultados y el retorno de la inversión, se viene apuntando, desde hace tiempo, no hacia lograr es tipo de retorno, sino hacia el retorno de la conversación; que la conversación entre marca y usuario cree por si misma una comunidad social.

Para todo ello es importante diseñar una estrategia para el anunciantes, enfocado en un nuevo modelo, que dista mucho de la vieja estrategia de medición de otros soportes, y que debe de hacerse de forma gradual, utilizando las herramientas de medición acordes al nuevo escenario. Posiblemente los CTR vayan desapareciendo, pero lo importantes es no medir como en la TV, en la radio o en los medios tradicionales.

Estoy de acuerdo con algunas voces, como la de José María Sanabria, que deben existir igualmente otro tipo de redes sociales más encaminadas a la comunicación profesional. Y no necesariamente creando perfiles diferentes, con identidades diferentes, para cada red social en la que está el usuario. Se trata más bien de tener claro para que vamos a entrar en conversaciones con otros usuarios. Y oara que utilizamos una red como Linkedin u otra como Tuenti, Facebook o MySpaces. Y en este sentido la gente de MPG hace una año se lanzó sobre la idea de hacer una red social para profesionales, sobretodo del mercado publicitario, la historia, qué comenzó con los 600 usuarios de la compañia, en poco tiempo ha llegado a tener 4.400 usuarios. Se trata de una comunidad en la que existen diferentes contenidos y actividades encaminadas hacia el usuario de Marketing publicitario. Se trata hoy de una comunidad abierta, pero posiblemente, de eso estoy seguro, con un código ético sobre las prácticas dentro de la comunidad.

En cuanto al nuevo término acuñado por Facebook en torno a una plataforma de comunicación social para referirse a lo que otros llaman redes sociales, participo plenamente del citado concepto y contexto. Por un lado, no hemos descubierto América, pues las relaciones sociales siempre se han sucedido entre nosotros, hace 10 años con unos métodos y hoy con las redes sociales, en las que los usuarios pueden interactuar con otros o con los anunciantes.

Por último en cuanto a la publicidad se plantea el dilema de siempre, de si es intrusiva, que los usuarios no la ven con buenos ojos, etc, etc. Las marcas, a la hora de mandar publicidad al usuario, por encima de todo deben pensar en el usuario como tal, y dotar de eficacia, eficiencia y escalabilidad a todo tipo de formato publicitario. Desde hace poco además, si en las páginas, encontramos aplicaciones o formatos publicitarios que nos desagradan, podemos dejar constancia de nuestro desacuerdo o no, y además generar una conversación con el resto de usuarios.

Los anunciantes, finalmente, cuando hacen una campaña, buscan hacer branding, recuperar o potenciar su reputación como marca, o bien obtener unos resultados, tanto medibles como tangibles. Por encima de todo, en estos momentos, y sobretodo a la hora de perder el miedo a todo lo que huele a online, proponen una adtitud muy de escucha. Muchos de ellos aun no gestionan esa información. Pero les interesa la posición participativa del usuario. Muchas marcas están en proceso de aprendizaje, lo que conlleva un creerse o no, lo que pueden hacer. Utilizando una plan de marketing digital con una buena estrategia de particación en social media, se pueden conseguir todos los objetivos propuestos.

facebook: de red social a plataforma de comunicación

Cuando hace unos meses Mark Zuckerberger, fundador de Facebook estuvo en Madrid, me quedé con las ganas de asistir a algunos de los eventos en los que participó; sin embargo, hace unos días recibí la invitación de Stephanie Castro, directora de la agencia Text100, para asistir hoy, en Madrid, a la presentación del nuevo director comercial de Facebook para el sur de Europa, Diego Oliva.

Diego Oliva, director comercial Facebook Sur Europa

Diego Oliva, residente en Paris, viene de trabajar en diferentes paises en el mundo de la publicidad online, más concretamente, como responsable de operaciones de TradeDoubler en España, Italia, Holanda, Bélgica, Suiza, Austria, Portugak e Irlanda. Sin duda, un profesional de la publicidad online con muchas tablas a sus espaldas.

En palabras de Blake Chandlee, director comercial de Facebook en EMEA, se trata de un excelente profesional que combina un profundo conocimiento del mercado español con su larga experiencia en publicidad online, y que tendrá la oportunidad de ayudar a las marcas y empresas a aumentar su presencia y comenzar un efectivo diálogo con sus clientes a través de Facebook.

Blake Chandlee

Por tanto Facebook parece, que al fin da el salto, y no precisamente libre de dificultades, de lanzarse al mercado de la publicidad online, facilitando a las empresas herramientas, a través de las cuales poder obtener resultados cuantificables y dirigidos a targets cualificados y bien determinados.

A día de hoy Facebook tiene entre sus usuarios a 200 milones de usuarios activos, del los cuales más del 70% se encuentran fuera de USA, y aunque no son muy dados a dar cifras de negocio, en España hay cerca de 4 millones de usuarios activos, que suponen una tarta muy targetizada de usuarios, muy suculentos para las diferentes marcas, que por otro lado hace poco han comenzado a crear perfiles de empresa en Facebook, algunas de ellas con un cierto éxito.

A día de hoy Facebook recibe ingresos por publicidad a través de dos canales, uno el tradicional de publicidad online con cargo a tarjeta de crédito del usuario, y que podemos ver en el lado derecho de nuestros perfiles; y otro la venta directa a agencias de medios, agencias de publicidad, y marcas de toda clase, que en España, ya está realizando un equipo dirigido por Diego Oliva. Sin ir más lejos, en el día de ayer en Valencia, Blake se reunía con las principales agencias del medios a nivel mundial, para presentar los nuevos formatos publicitarios.

Facebook con estos nuevos formatos publicitarios, que va a ir introduciendo en los próximos meses, trata de cambiar el modelo publicitario de la plataforma, desligándose, en palabras de Blake Chandlee, de los formatos tradicionales que propone la IAB, como los banner, skycrappers, superbanner e Interstitials, proponiendo otros formatos, no vistos aún en España, que van más dirigido a los formatos de texto y de “engagement” con el usuario.

Facebook se propone en los próximos meses, pasar de ser una red social, a una plataforma de comunicación en la que, a nivel de desarrollo las empresas mejoren la experiencia de los usuarios de Facebook. De entrada, y son ideas del propio Zuckerberg, Facebook no se ve como una red social, que deba competir con Tuenti o con MySpaces, ya que el consumo de información de los usuarios de Facebook es muy diferente al que hacen esas otras redes sociales. Mark, desde Palo Alto, empuja a Facebook hacia algo más allá de lo meramente tradicional, con un constante cambio, una evolución, y un movimiento continuo, que le hace huir de las redes tradicionales, para convertirse en una plataforma de comunicación entre usuarios, y entre usuarios y marcas.

Parece que por fin, las redes sociales, no se si porque le ven las orejas al lobo, o porque el pastel de la publicidad es tan suculento, pero se deciden a dar un paso, y una vuelta de tuerca a sus planteamientos iniciales, que en el caso de Facebook, tuvieron en 2004. Se veía venir un cambio, quizás no tan radical, pero vistos los recientes escarceos de muchas marcas, y no tan escarceos, en Facebook, a través de las Páginas, era previsible, que algo se cocía en la mente de los chicos de California.

Finalmente, es de recibo felicitar a la agencia, que ha organizado este encuentro con Diego Oliva y Blake Chandlee, se trata de Text100. No les conocía personalmente, y su trabajo me parece fantástico. La presentación, en inglés, y traducción del propio Oliva, ha sido perfecta, y no sólo por el super aperitivo, más bien casi comida, que nos han servido, del que no tengo imágens para no dar envidia.

Una matización para acabar, y no se trata de ser crítico con la Ley de Protección de Datos, pero en encuentros como el de hoy, a veces tengo la impresión de ver a infiltrados del ministerio de cultura entre los asistentes, al intentar poner entre la espada y la pared a los responsables comerciales de Facebook, con preguntas capciosas, sobre el papel de este red, en torno al papel de los menores, y al posible envío de ciertos contenidos publicitarios de dudosa reputación, qué sin embargo en esta red no existen.

Facebook, al igual que otras redes sociales, vela por la seguridad y tiene mucho cuidado con los perfiles de menores de 18 años. Más del 70% de usuarios de Facebook superan los 25 años, ni siquiera están en la Universidad, sino que se dedican a trabajar.

Esa fijación, con el tema de la privacidad de esos perfiles, me parece, que en ocasiones, ralla lo paranóico. Quizás esos que se dedican a criticar a Facebook o a Tuenti, deberían ser los que deberían criticar las formas educativas, de gobiernos como el actual, que propagan el todo vale, y que nuestros hijos menores hagan lo que les venga en gana, para luego echar la leña, las culpas y los asesinatos sobre las redes sociales.

sobre la identidad digital

Cuando hace dos años aterrizé en el maravilloso mundo del marketing digital, no pensaba ni por asomo, que después de un tiempo utilizaría algunas de las herramientas, que hoy en día utilizo. Por entonces, la única herramienta de comunicación social, si puede llamarse así, que utilizaba era Skype, para hablar con algunos amigos que viven fuera de España, y Messenger, para hablar con algunos contactos de Madrid. Si es cierto que utilizaba una cuenta de correo, mejor dicho dos o tres, de MSN, de Yahoo y de Vodafone. Hoy sólo mantengo la de Hotmail, pero en breve dejaré de tenerla.

img991

Comence a utilizar, por recomendación de Paloma Bas, Facebook, como red social para conocer a los profesionales del marketing online en España. Pensaba, sinceramente y espero que no me cuelgue nadie, que era poco probable que sirviese de algo. Yo siempre había utilizado medios tradicionales, como la llamada de teléfono o el correo electrónico, con posterior reunión cara a cara. Sin embargo, y a pesar de mis malas expectativas, tuve que quitarme la razón: comenzar a utilizar Facebook, y conocí a algunos de los profesionales más importantes del sector.

En el mes de noviembre, en el Inspirational Festival de la IAB, en el Planetario de Madrid, me dí cuenta de la gran utilidad de esta red social. Ni que decir tiene, que por entonces Facebook tenía una cara muy diferente a la actual, y aunque tenía aplicaciones sociales, eran más de esas de te mando una cerveza, un perrito, un abrazo, o todo este tipo de chorradas cosmicas, que nunca entendía para que sirven.

Linkedin

Durante el mes de enero de 2008, a través de una conversación con Enrique Burgos, a través del chat de Facebook, conocí la red profesional Linkedin, que, con un formato diferente, me hizo reconducir un tanto la forma de utilizar de las redes sociales como Facebook, y usar Linkedin, para conocer con más detalles a los profesionales del marketing digital, que utilizan esta comunidad, como una red de contactos de tipo más profesional. Linkedin es una red de contactos auténtica, en la que la interactividad se realiza de otra forma, con la creación, hoy en día de grupos, pero que en el día a día no puedes compartir determinadas cosas como en Facebook, precisamente porque es una red más dedicada al trabajo.

Durante el primer semestre de 2008 conocí y comencé a mantener conversaciones en la red, muy interesantes y enriquecedoras, con diferentes profesionales del markting online, tanto a nivel español, como americano y europeo, que me llevó a conocer, otras redes sociales, en unos casos con un marcado carácter profesional como el caso de Xing, en otros con carácter más personal, como la española Tuenti, y en otros casos, en una mezcla de comunidad personal y profesional, con una interactividad más propia de Facebook, pero llevada a un plano profesional, como es el caso de Plaxo.

800px-xing_logosvgplaxo_logo_sphere_with_typetuenti

A lo largo de esos meses de 2008 comencé a valorar la posibilidad de ir unificando los diferentes perfiles, en las diferentes redes sociales, y darles un uso más eficiente. Por otro lado, desde mi época de estudiante no había vuelto a escribir absolutamente nada, y empezó a rondarme la idea de escribir un blog, aunque no tenía muy claro para qué, ni cómo, ni dónde hacerlo. A primeros de 2008 me había dado de alta un dominio, que aun está por desarrollar, y que posiblemente lo haga durante estos días, y comencé a unificar mis emails, en uno sólo, que hoy está unificado en GMail.

En una conversación, a principios del verano pasado, en la oficinas de Territorio Creativo, con Juan Luis Polo, tome la decisión de comenzar a escribir este blog, y por consejo de Juan Luis, al no ser yo un experto en tecnología, en WordPress. Busqué entre sus plantillas un tema, que fuese discreto y que fuese con mi personalidad, y me puse manos a la obra.

Al mismo tiempo que comenzaba a escribir este blog, allá por junio del año pasado, me volví a dar de alta en Twitter, como herramientas de microblogging, que, en mi modesta opinión, es una herramienta de comunicación social, mucho más interesante que el típico chat de messenger o Yahoo. Con twitter, no sólo he mantenido conversaciones, a pesar de los 140 caracteres, sino que en ocasiones, como hace una semana, por mediación de Antonio Domingo, hemos conseguido convocar una comida informal en Madrid, simplemente, utilizando nuestros blogs y Twitter. Ah, y en descrédito de quienes nos llaman frikis, diré en nuestro favor, que algunos de los que usamos twitter no tenemos 20 años, como muchos piensan.

Al comenzar a escribir este blog, KikeMartinezBermejo, no tuve muy claro hacia donde quería llegar, y aunque fue una idea que me turbó al principio, en conversaciones con algunos bloggers, qué ellos sin son bloggers, como Juan Luis Polo, Ismael el-qudsi, Antonio Domingo, Enrique Burgos, Enrique Dans, Manuel Alonso Coto, Javier Godoy, Usue Madinaveitia, Rafa Fernández Tamames y Marc Vidal, siempre me transmitieron la idea que escribir un blog debe nacer de la necesidad de comunicar a los demás, a tu comunidad de amigos, de profesionales, etc, tu punto de vista sobre las informaciones, hecho, eventos, que se produzcan a tu alrededor, y que en mi causasen ciertas sensaciones, susceptibles de comunicarlas a los demás. Quizás esta reflexión pueda parecer un tanto filosófica, y, sin embargo, es la razón de ser de este blog.

Aun teniendo claros los temas que trataría en mi blog, que en muchos casos estarían relacionados con mi modesta participación en la comunicación 2.0, desde la posición profesional que tengo, sin embargo, lo que no estaba tan claro era la forma de llegar a que alguien leyese mi blog. La primera experiencia positiva fue postear, durante el mes de agosto, el devenir de las etpas realizadas, a pie, en el Camino de Santiago, y comenzar a escribir, en los inicios de las cosas que me rondaban la cabeza, pero sin más afán, que escribir, sin pensar, quien me leía, o quien comentaba lo que escribía, aunque, sinceramente, preferi seguir con la política de moderación de los comentarios.

En estos casi once meses de vida 2.0 de este blog han ido sucediendo hechos importantes, que han conseguido, que en este momento, mi aportación a la comunicación 2.0, se haga a través de este blog, sin menoscabar, las herramientas de las redes sociales, pero si, tratando, de explicar a través de mi blog, que pienso de todas ellas, para qué pueden utilizarse, de qué modo, etc.

Con la utilización de twitter, como herramienta de publicitación de mi blog, junto con el aprendizaje en la forma de escribir, y los temas tratados, he conseguido tener algunas alegrías. Aunque el mundo de la publicidad lo conozco desde que nací, sin embargo, quienes eran conocidos en este mundo eran mi padre, Enrique Martínez Gordo, y mi hermano David Martínez-Bermejo. Mis aportaciones al mundo de la publicidad son escasas, y por ello, mi bagaje profesional ha estado siempre más cerca de la gestión de cuentas.

Sin ser un profesional del marketing digital, sin saber dar uso a un blog, y después de consultar con algunos profesionales, puedo concluir, que este blog ha generado en mi ciertas satisfacciones, que nunca había tenido en mi vida. Cuando este blog está a punto de cumplir un año de vida, me encuentro, que soy conocido en la red, mucho más que hace dos años cuando llegue, que en algunos bloggers, me nombran, o envían trackbacks desde sus blogs, que sin hacer, a penas, publicitación, las visitas que hasta hace poco, rondaban las 50-75 díarias, con las que doy las gracias, hoy, rondan las 200, y en algunos casos las 300 diarias.

No ofrezco estos datos por vanidad, o autocomplacencia, simplemente, los doy para dar las GRACIAS a quienes entrais todos los días a leer mi blog. Sé que me queda un largo camino por recorrer, estoy en la fase de consolidar una audiencia, y me gustaría crear una cierta conversación, es decir una comunicación 2.0 con los lectores, pero no puedo más que dar las GRACIAS, GRACIAS y de nuevo GRACIAS a todos y todas, porque sin vosotros, los lectores, quienes aguantáis lo que se dice aquí, este blog no tendría ninguna razón de ser.

Quisé escribir este post cuando descubrí una mañana, que las visitas a mi blog habían llegado a las diez mil, que en realidad fue durante mi estancia en CDigital, en Granollers hace dos semanas. Quisé escribir este post el día, que los followers de twitter llegaron a 200. Quisé escribir este post cuando mis contactos en FaceBook llegaron a 500.

Sin embargo, los números han ido creciendo, y no por la necesidad mal entendida por algunos, de tener más y más contactos. Simplemente la conversación con ellos se  ha ido desarrollando por estos caminos. En momentos, como el actual, creo que las conversaciones que generamos en nuestros blogs, en nuestras comunidades, como decía Javier Godoy, en el OME, son las que iran generando esa comunidad, en la que entre unos y otros podamos aconsejarnos, el usar,comparar, comprar y vender determianados productos, desechando,así, las antigüas formas de socialización 1.0, en las que solamente existía la comunicación de la marca.

Haciendo un simil con la frase de Luca di Montezemolo, uno de mis ídolos, “En Ferrari no vendemos automóviles, vendemos sueños”, en este blog, no vendo comunicación, vendo experiencias, conversaciones, vivencias, lo que pasa a mi alrededor, lo que me gusta y lo que me disgusta, en definitiva, vendo o eso pretendo, generar una conversación real y efectiva con mis lectores.

Internet y los medios de comunicación

Hay muchos lugares, y no precisamente pequeños, en Estados Unidos, en los que la prensa tradicional ha dejado de existir hace relativamente poco. El diario quizás más conocido, el USA Today, goza de una cierta buena salud, debido en gran parte al alto número de suscripciones, a lo largo y ancho, no sólo del pais, sino de todo el planeta; y sin embargo, muchos de esos medios locales, debido en gran parte a los cambios en los usos de sus habitantes, han dejado de acercarse a los estancos o tiendas de periódicos, a comprar el diario local, porque desde hace algún tiempo, pueden leer la prensa en sus ordenadores, en, practicamente, tiempo real, sin tener que esperar al día siguiente para consumir la información que demandan.

Por ello es, seguramente, una de las causas principales en el descenso de las ventas de los periódicos, lo que ha llevado, a muchas cabeceras a, en ocasiones replantearse el negocio, y en otras a desaparecer, debido a que el lector, en muchas ocasiones, ya ni siquiera lee las noticias en las versiones online de los periódicos, sino que lo hace en las agencias de noticias, en blogs, en redes sociales, etc.

Debido al cambio que se está produciendo a la hora de consumir información, muchos anunciantes han comenzado a reducir sus inversiones en medios tradicionales, como prensa, radio o televisión. Muchas de estas inversiones se están redirigiendo al nuevo soporte, que no es tan nuevo por cierto, que es Internet, aunque en diferentes formatos, ya sea a través de las redes sociales, de los blogs, de herramientas de comunicación social, u otros como redes horizontales o comunidades de usuarios de determinados servicios.

Por otra parte, a la hora de consumir o tomar partido por uan determinada línea editorial, Enrique Dans en sus conferencia sobre el papel de los medios de comunicación, en las Segundas Jornadas de la Catosfera en Granollers, apuntaba algo, que comienza a estar en boca de mucha gente: para qué necesito una línea editorial del director, o sobre determinados contenidos, si leyendo los blogs sobre ese tema, junto a los comentarios que hacen los usuarios, puedo formarme una opinión bien válida y correcta. Si quiero saber sobre una cuestión política, no tengo más que leer los blogs sobre el tema, que escriben determinados políticos, de muy diferentes signos, y llegar a una conclusión determinada, sin tener que esperar al editorial en papel del director del diario, que, por otra parte, ya no leo a diario.

En este momento no necesito, por otra parte, leer noticias sobre determinados productos. Cuando tenemos conocimiento de la nocividad de un producto, de un buen hotel, de una compañía de viajes con buenas ofertas, de unas buenas entradas para un concierto de música, la opinión de los diarios tradicionales, aun con su formatos online, ya no tienen la relevancia de antaño. Ahora forjamos nuestra propia opinión en comunidad, en comunicación con nuestros amigos, con nuestros contactos profesionales, incluso con personas, que sin conocerlas físicamente, nos ofrecen información de calidad respecto a esos productos, esas ofertas o esos viajes. Buscamos, utilizando herramientas sociales, como las redes sociales tipo Facebook, MySpace o Tuenti o herramientas como twitter, esa información, en los canales que nos aportan valor, conocimiento, etc.

Durante este fin de semana, asistiendo a las Segundas Jornadas de la Catosfera, Antonio Fumero, señalaba, que si en este momento, quizás la tecnología no estaba pudiendo con nosotros. y polemizaba, como en él es habitual, y mira que me gusta esa forma de hablar, sobre si el uso de todas estas herramientas tiene una utilidad o son utilizables en general. Pienso, que dichas herramientas no deben ser un fin, sino un medio, para llegar al conocimiento de la información relevante, para cada uno de nosotros. Lo que no puede ocurrir, y en eso coincido con Antonio, es que lleguemos, y parece que comienza a ser así, a un momento, en que ante la busqueda de información, se desnaturalice la persona. Es cierto qué, quizás, seamos unos pocos los que sentimos de esta manera, a la hora de informarnos, y de recoger y opinar sobre los contenidos que suceden a nuestro alrededor, pero cada vez somos más.

El fenómeno de las redes sociales, como herramienta de comunicación, entre el qué  escribe e informa y los que leemos y opinamos, es muy reciente en España, pero cada vez son más los que, a nivel personal están presentes en las mismas de una manera participativa, y hasta en ocasiones, colaborativa. No hay más que darse una vuelta por las redes sociales catalanas de la comarca del Penedes o por el proyecto Guadalinfo.

El problema, mas acuciante, que tiene el modelo de negocio de la información es el de su forma de financiación, a través de la publicidad, que si bien, podemos considerarlo en un segundo plano, pienso que es, uno de los principales causantes de esta crisis en el medio de comunicación.

El anuncio en prensa escrita, en radio, o en televisión tradicional, ha perdido fuerza y vigencia, debido entre otras cosas, a las bajadas de audiencia, que provocan, menos periódicos vendidos, menos audiencia radiofónica, y por supuesto caida en las audiencias televisivas. La rentabilidad, palabra clave en este negocio, ha provocado, quie muchos anunciantes se hayan replanteado, ante la bajada de las audiencias, si conviene seguir manteniendo esta forma de comunicación, en la que cada vez menos, los clientes finales, participan.

En muchas ocasiones la publicidad es intrusiva, nos visitas sin pedir permiso. En la prensa escrita, radio y televisión es algo habitual. Aunque, en descargo de algunos modelos online, la solución no ha acabado de llegar a buen puerto. Y, sin embargo, hay modelos de comunicación, en redes sociales, que han sabido entender, en cierta manera, la forma de hacer publicidad, y qué, no sólo no sea intrusiva, sino qué hasta se realice la conversión enventa, qué, no lo perdamos de vista, es lo que persigue la publicidad.

En cuanto a los formatos de hacer publicidad en medios de comunicación online, sean del tipo que sean, no hay una cierta unanimidad, en cuanto a los mismos. Existen voces muy críticas con los anuncios por pago que realiza Google, que de alguna manera se está conviertiendo en una gran agencia de medios, pues piensan, las mismas, que el posicionamiento de las marcas debe ser natural, sin mediar un posicionamiento por pago.

Otras voces hablan de la contextualización de los anuncios, en relación con los contenidos, a los que se enfrenta la industria publicitaria, por considerarlos un modelo tan intrusivo como los antigüos pop-up.

Finalmente habría que hablar sobre otros tipo de contenidos, en los que sin llegar al grado de informativos, el modelo de negocio, debe cambiar sustancial y radicalmente; tales comom la música y el cine.

Qué opinas de esta realidad?